SIMAS

En banano ¿Abono químico o natural?

Con la finalidad de conocer los resultados de aplicar fertilizantes sintéticos y naturales, Glenda Molinares y Rosa Duarte egresadas de la carrera de Ingeniería Agronómica del Centro Universitario Regional de Matagalpa, lograron realizar un estudio con el acompañamiento del Proyecto Musáceas de la UNAN-León, en coordinación con Bioversity International. El trabajo se realizó en una parcela en la finca de un productor beneficiario, que tiene establecido banano Gros Michel o banano Patriota en asocio con café y árboles.

Exolina Aldana

Montaje de la experimentación

Aquí Glenda nos cuentan la experiencia y sus resultados: “Una vez en la finca se procedió a elegir una parcela de 30 varas por 30. En los primeros dos meses seleccionamos las plantas a las cuales aplicaríamos los tratamientos, y las marcamos para identificarlas para su seguimiento. Ya establecido el experimento veníamos cada 15 días a tomar datos para medir su crecimiento. Tomábamos datos de altura, grueso del tallo y rebrote de hojas”.

Los tratamientos

Rosa Duarte por su parte expone que, “en la parcela se usaron siete tratamientos para el suelo con la aplicación de urea, Potasio, hojas verdes podadas de búcaro y un testigo. El testigo es la planta a la que no se aplicó fertilizantes y sirve para comparar el crecimiento entre unas y otras. Para distinguir las plantas les amarramos una cinta de color según el tratamiento, lo que nos permitirá comparar su desarrollo de acuerdo a la aplicación del fertilizante.

Seleccionamos 70 plantas y a cada 10 plantas se aplicó el tratamiento.

Cinta roja: Aplicación de 4 onzas de Urea al 46% concentrado de nitrógeno.

Cinta amarillo: 4 onzas de potasio, 3 kg de hojas verdes podadas de búcaro.

Cinta celeste: Aplicando 4 onzas de potasio de formula 0-0-60.

Cinta verde: Aplicación de 3 kg de hojas verdes de búcaro.

Cinta rosada: 4 onzas de Urea más 3 onzas de potasio.

Cinta naranja: 4 onzas de Urea y 3 kg de hojas verdes podadas de búcaro.

Cinta blanca: testigo sin ninguna aplicación.

Durante el seguimiento realizado, hicimos “deshije”, es decir, cortamos la planta pequeña que viene creciendo a la par de la planta madre en valoración”.

venta de babanos

“Al eliminar la planta pequeña evitamos que le quite los nutrientes necesarios para que tenga un buen desarrollo la cepa madre. Luego viene el “deshoje”, es decir, cortar las hojas que han sido dañadas por el viento o alguna enfermedad, para que los nutrientes sean aprovechados por las hojas sanas. El deshoje se hace con la herramienta llamada “chusa”. De todo el proceso se puede decir que: cada uno de los tratamientos influye en las plantas en cuanto a altura, grosor del tallo si lo comparamos con el testigo que tuvo menor crecimiento.

Las plantas fertilizadas con urea y potasio alcanzan mayor crecimiento porque las matas absorben sus nutrientes con mayor rapidez, por ser un químico concentrado. En cambio, las hojas verdes podadas de búcaro deben pasar por un proceso de descomposición y requiere la ayuda de los microbios que están en el suelo, pueden ser hongos o bacterias. Por ser natural su proceso de descomposición es más lento.

Las plantas de banano donde se aplicó urea, potasio y las hojas verdes podadas tuvieron mejor crecimiento en comparación al testigo.

Por lo que el productor que quiera fertilizar sus plantas de banano con estos fertilizantes y las hojas verdes podadas del búcaro, tendrá buenos resultados” concluyen en esta entrevistas ambas egresadas para la sistematización "Banano complemento del cafetal" y que gracias a la defensa de su monografía, optaron al Título de Ingeniería Agronómica “Efecto de siete tratamientos con fertilización edáficos sintéticos y natural sobre crecimiento vegetativo en banano variedad Gros Michel (AAA) en asocio con café y árboles en Yasica Sur, Matagalpa”.