Menu

Noticias

Con un enfoque de derechos en el marco de la Seguridad y Soberanía alimentaria y Nutricional

05.08.17 / None

Foto Wendy Quintero / Simas

 

 

 

 

 

 

*Pedro Meza

Conocí del Simas hace unos de 11 años, a través de mi amiga Mercedes Campos con quien hacía más de 20 años había perdido contacto.

A partir de ese momento iniciamos la coordinación de trabajo en Chinandega Norte entre Asociación para el Desarrollo Eco Sostenible (ADEES) y el Servicio de Información Mesoamericano sobre Agricultura Sostenible (SIMAS), ambas organizaciones coincidimos en territorios, intereses y experiencias sobre la agricultura ecológica y cómo esta impacta en la población de la zona seca; aunamos esfuerzos para trabajar con grupos metas desde un enfoque de derechos en el marco de la Seguridad y Soberanía alimentaria y Nutricional.

Podría interesarle: "El SIMAS es una maravillosa escuela del aprendizaje horizontal "

Fue con SIMAS, en marco de la Plataforma de la zona seca, con quien el día cinco de junio del año 2012, en la plaza Salomón Ibarra, en Chinandega, nos juntamos en la Primera Feria Regional de Conocimientos, un esfuerzo de 25 organizaciones con motivo de celebrar el Día Mundial del Medioambiente, una iniciativa ejecutada con apoyo de la Federación Luterana Mundial a nivel regional de Guatemala, El Salvador, Honduras y Nicaragua, acción que nos dejó un buen sabor por el interés mostrado por parte de los diferentes sectores de la población, organizaciones e instituciones.

A SIMAS lo veo como facilitador de procesos organizativos, articulador de iniciativas y esfuerzos, generador de nuevos conocimientos y sensibilidades. Lo asocio a un equipo consolidado, con basta información y conocimiento del trabajo en agricultura sostenible y a un trabajo que permite la integración de mujeres y hombres de manera equitativa e igualitaria de cara al desarrollo personal y colectivo.

Podría interesarle: SIMAS contribuye a la democratización del conocimiento

Hoy más que nunca ante los desafíos climáticos y económicos, urge generar en la población rural, la sensibilización requerida para garantizar un desarrollo humano sostenible, proteger la Madre Tierra, desde la apropiación de materiales criollos y mediante el desarrollo de capacidades que les permita generar nuevos conocimientos y la destreza para producir el alimento requerido.

Ante estas urgencias SIMAS está vigente en su propuesta de innovar un modelo de producción desde la agricultura sostenible, que garantice alimentos libres de contaminantes químicos y genere productos con un menor impacto ambiental.

*Pedro Meza, pertenece a la Asociación para el Desarrollo Eco Sostenible (ADEES), de Somotillo


Temáticas:
Desarrollo humano con equidad,
Conservación de los recursos naturales,
Soberanía y seguridad alimentaria,
Desarrollo de empresas rurales,
Desarrollo de servicios de información,

Tambien puede interesarle

Venciendo la pobreza en el Corredor Seco


08.09.18 / LEER MÁS >>

Diez secretos oscuros de la industria de la moda


08.08.18 / LEER MÁS >>

"Sobre Los huertos familiares, lo importante es comer sano"


08.02.18 / LEER MÁS >>